«Memphis Blues Again», Kiko Veneno

La dificultad de traducir al castellano una lengua casi monosilábica como el inglés no ha beneficiado a las adaptaciones de Bob Dylan. Lo han intentado unos cuantos músicos, todos unos valientes, aunque no siempre lo han conseguido. Más que las traducciones, han triunfado las adaptaciones libres, cuyo éxito popular es, sin duda, el «Blowin’ in the Wind» que se canta en las misas católicas desde finales de los 60 bajo la advocación de «Saber que vendrás». Su interpretación en las llamadas «misas de juventud», con guitarra y bandurria, es uno de esos recuerdos que creía haber logrado extirpar de mi memoria hasta la regresión que he sufrido hoy al escucharla.

A Bob Dylan nunca le he perdonado del todo que nutriera a la gorgorizante Joan Baez, pero visitando el blog de Antonio Tausiet, en donde hay una amplia selección de adaptaciones de Dylan al castellano [*ojo, la página tiende a colapsar por la abundancia de videos], he comprobado que la culpa no era de Bob y que la misma canción puede dar lugar a una versión luminosa, como la notable «Adiós Angelina» de Los Payos y a otra monjil como la de Joan Baez. Se comprende que una vez que Baez popularizara la canción en todos los conventos del mundo, el bueno de Dylan no fuera capaz de grabar su propia versión.

Pero en Funkperro se recoge la banda sonora de mi vida y sólo una de estas versiones me ha acompañado durante años. Kiko Veneno, de quien ya habíamos hablado antes, versionó «Stuck Inside of Mobile with the Memphis Blues Again» en su disco «Está muy bien eso del cariño» (1995) e hizo una de esas canciones que dan alegría de vivir.

 

MEMPHIS BLUES (AGAIN)

El trapero va dibujando círculos por la manzana
yo le preguntaría pero sé muy bien que no habla
Las señoras me tratan amable me van a llenar de cintas
y en lo profundo deep in my heart sé que no tengo salida

Oh mama esto puede ser el fin. Esto puede ser el fin
Atascado con el blues de Memphis sin poder salir

Mona intentó mantenerme lejos de los ferroviarios
no sabes me dijo que se beben tu sangre como el vino a diario
Yo le dije que no lo sabía pero después tirando del hilo
me acordé de aquél que una vez
me dio un puñetazo en todo el cigarrillo

Oh mama esto puede ser el fin. Esto puede ser el fin
Atascado con el blues de Memphis sin poder salir

Ya se murió la abuelita ya está enterrada entre las rocas
pero la gente habla todavía de la pena que le toca
Yo ya lo estaba viendo que iba de mal en peor
últimamente la vi encendiendo candela por la calle mayor

Oh mama esto puede ser el fin. Esto puede ser el fin
Atascado con el blues de Memphis sin poder salir

El senador ha llegado enseñando la pistola
mañana se casa mi hijo todo el mundo está invitado a la boda
con el bajío que yo tengo todo lo malo a mí me pasa
si voy seguro me cogen de marrón debajo de un camión y sin entrada

Oh mama esto puede ser el fin. Esto puede ser el fin
Atascado con el blues de Memphis sin poder salir

El hombre lluvia me dio dos remedios que aliviaran mi locura
el primero era un remedio sureño el segundo ginebra pura
como un loco hice una mezcla que me estranguló el cerebro
ahora veo a la gente más fea y he perdido el sentido del tiempo

Oh mama esto puede ser el fin. Esto puede ser el fin
Atascado con el blues de Memphis sin poder salir

¿Quieres comentar algo?